Guía paso a paso para tallar una cuchara de madera

Bricolaje: tallar una cuchara de madera o un cazo para medir café.

  • Dificultad
    Medio

Introducción

¿Desea saber más sobre el tallado de madera y crear algo útil? Siga leyendo y descubra los sencillos pasos que debe seguir para tallar su propia cuchara de madera. Desde la selección de la madera adecuada hasta el uso de los accesorios Dremel, o el pulido y perfeccionamiento de la cuchara para presentarla a la mesa, todo el proceso le resultará tan apasionante que pronto querrá más: después de la cuchara, vendrá una tabla de cortar.

Usted necesita
  • Cuchillo para tallar
  • Cuchillo de picar
  • Sierra
  • Gafas de seguridad
  • Guantes de seguridad
  • Máscara contra el polvo
  • Madera (cualquier madera blanda y fresca; por ejemplo, abedul)
L: Largo, An: Ancho, Al: Alto, D: Diámetro

Vamos: paso a paso

Paso 1 14

Elija la madera correcta

Las maderas blandas, como sauce, tilo o abedul, son más fáciles de tallar.

Este es el paso más importante. Puede que la elección de la madera le resulte un quebradero de cabeza, pero le recomendamos que utilice maderas blandas, como sauce, tilo o abedul, que son más fáciles de tallar y le facilitarán enormemente el trabajo. En esta guía, usaremos abedul. Si precisa más información sobre la elección del tipo de madera, lea nuestra guía de tallado de madera para principiantes .

Paso 2 14

Parta la madera y prepárela para tallar

Para partir la madera, sitúe el filo del hacha en la parte superior de la madera, levante el conjunto y golpéelo suavemente contra la superficie de trabajo.

Es hora de ponerse a cortar, así que colóquese el guante y las gafas de seguridad. Para hacer una división correcta por el centro, introduzca con mucho cuidado el hacha en la parte superior de la madera, con suma precaución para no cortarse los dedos. Levante el tronco, con el hacha en su interior, y golpéelo suavemente contra su superficie de trabajo. ¿Entendido? Genial.

Paso 3 14

Extraiga el núcleo

Extraiga el núcleo oscuro.

Una vez partida la madera, limpie la superficie con el hacha y extraiga el núcleo oscuro. Usando el hacha, retire con cuidado capas de madera hasta que desaparezca la línea oscura del centro.

Paso 4 14

Limpie la madera

Elimine la corteza.

Ahora viene una parte divertida: eliminar la corteza y limpiar la madera. En primer lugar, vuelva a coger el hacha. Empezando por el centro, realice cortes descendentes, inclinando el hacha hacia el exterior para que la corteza se desprenda con mayor facilidad. Retire el resto de la corteza con un cuchillo pequeño. ¡Enhorabuena: ya tiene la base de su cuchara!

Paso 5 14

Redondee los extremos de la madera

Redondee los extremos de la madera con un hacha.

Ahora toca redondear los extremos; así sabrá exactamente con qué material cuenta para crear su cuchara. Agarre el hacha por la zona junto a la cabeza. Orientando la madera con la otra mano, realice movimientos de corte lentos hacia los extremos. Siga ahora con el paso 6 para acabar de redondear los extremos.

Paso 6 14

Acabe de redondear los extremos

Con un cuchillo de tallar, corte la madera igual que si pelara una manzana.

Con un cuchillo de tallar, simplemente corte la madera igual que si pelara una manzana. Use el dedo pulgar a modo de palanca y dirija siempre el filo del cuchillo en dirección contraria a usted. Fácil, ¿verdad? Esta operación revelará el patrón de la madera, así que ya debería empezar a intuir el aspecto que tendrá su cuchara una vez acabada.

Paso 7 14

Dibuje la forma de la cuchara

Dibuje su diseño en la madera.

Con un lápiz, dibuje un círculo en uno de los extremos de la madera, dejando una distancia de aproximadamente un centímetro alrededor del perímetro. Si tiene la intención de crear una cuchara doble, repita esta operación en el otro extremo y conecte los dos círculos dibujando lo que vendrá a ser el mango. Tenga en cuenta que el mango debería ensancharse ligeramente a medida que se aproxima a los círculos.

Paso 8 14

Sierre y talle el dibujo

Sierre la madera por las líneas y cree así un tope de seguridad para impedir que se desprendan trozos de cuchara por error.

Ahora, dibuje líneas horizontales por debajo de los círculos a fin de crear un tope de seguridad, póngase el guante y, con un serrucho, corte la madera por las líneas. De esta forma creará una especie de barrera que impedirá que se desprendan trozos de cuchara por error al usar el hacha.

Con el hacha, arranque material entre las líneas a ambos lados de la pieza y, a continuación, limpie la superficie con el cuchillo de tallar hasta que no queden irregularidades. ¡Muy bien! ¡La mitad del trabajo está hecho!

Paso 9 14

Vacíe la cuchara

Use un cuchillo curvado para vaciar los dos círculos.

Es hora de dar forma a la cuchara. Sujete la pieza por la parte de lo que ahora es el mango y vacíe los dos círculos usando un cuchillo curvado. Talle muy despacio y con tiento, hasta que quede aproximadamente medio centímetro de madera en el fondo de cada hueco. Procure no tallar más de la cuenta, ya que cuando use la herramienta Dremel® deberá disponer de madera suficiente sobre la que poder trabajar.

Paso 10 14

Perfeccione la forma de la cuchara

Usando un cuchillo de tallar, empiece a retirar capas muy finas de madera.

Póngase cómodo. Esta parte podría llevarle horas, pero es aquí donde empezará a apreciar realmente el fruto de su trabajo. Coja el cuchillo de tallar y, sirviéndose nuevamente del pulgar a modo de palanca, empiece a retirar capas muy finas de madera. Mientras moldea la parte anterior y posterior, procure que el mango quede lo más recto y liso posible. Si la cuchara es doble, tenga en cuenta que uno de los extremos debe ser mayor que el otro.

Paso 11 14

Seque la cuchara

Deje secar la cuchara durante unos días.

Ya lleva más de la mitad del trabajo, pero ahora deberá secar la cuchara para que resulte más fácil de lijar. Introdúzcala en una bolsa de plástico resellable con algunas virutas de madera seca en su interior y déjela abierta a temperatura ambiente para que la pieza vaya soltando la humedad. Si le da la vuelta de vez en cuando en el interior de la bolsa, su cuchara debería secarse de forma natural en un plazo de entre 3 y 5 días.

Paso 12 14

Alise la cuchara

Alise la cuchara usando una fresa de alta velocidad.

¿Todavía tiene a mano la mascarilla antipolvo y las gafas de seguridad? Póngaselas y sujete la cuchara con el tornillo Multi-Vise. Acople el eje flexible a su multiherramienta Dremel® y colóquela en el soporte para herramientas de eje flexible. A continuación, acople la fresa de alta velocidad 192 y talle la pieza en el rango de 15 000 a 20 000 rpm (rpm = rotaciones por minuto). Para mantener la herramienta equilibrada, es aconsejable ayudarse del dedo meñique, igual que si estuviera usando un lápiz.

Siga tallando la madera hasta que los huecos queden completamente lisos. No ejerza presión sobre la madera blanda; la herramienta y el accesorio harán todo el trabajo. Ya casi ha acabado.

Paso 13 14

Lijado final de los lados

Usando el disco de pulir abrasivo de acabado EZ SpeedClic, empiece a lijar la cuchara.

Ahora que su cuchara presenta una superficie lisa, es el momento de lijarla para terminar de darle la apariencia y el tacto deseados. Utilice como accesorio un disco de pulir abrasivo de acabado EZ SpeedClic con grano de 180, y lije en el rango de 10 000 a 15 000 rpm. Trabaje los huecos y los lados y después suavice un poco más la superficie con el disco de pulir abrasivo de acabado EZ SpeedClic con grano de 280. ¡Buen trabajo!

Paso 14 14

Aplique una capa de aceite a la cuchara

Aplique una capa de aceite a su cuchara utilizando un disco de pulir.

Es muy recomendable cubrir la cuchara con un poco de aceite. No solo le proporcionará un acabado brillante, sino que contribuirá a proteger la madera y a resaltar los colores, granos y patrones. Puede utilizar cualquier aceite de «calidad alimentaria», como por ejemplo aceite de linaza crudo, aceite de nuez o aceite de tung puro. Evite el aceite de oliva, ya que tiende a volverse pegajoso y atrae la suciedad. Impregne un disco de pulir (por ejemplo, el 429) con una pequeña cantidad de aceite y pula la pieza a una velocidad de 5000 rpm. ¿Listo? Lleve la sopa a la mesa: ¡ha llegado el momento de probar su nueva cuchara!

Consejo
CONSEJO:
¿No sabe qué hacer con toda la madera que le ha sobrado? Séquela y úsela como leña. La corteza de abedul arde especialmente bien, y desprende un olor dulce y agradable.